Fertilidad Natural

Fertilidad Natural

Este artículo es extenso porque es un compendio muy sintetizado de todos mis aprendizajes como fisioterapeuta, como mujer y como ser humano sobre este tema. Espero que os sea de ayuda y no dudes de contarme lo que necesites, o abajo en comentarios o en el formulario de contacto.

No estáis solos, se acabó el vivir desde el dolor….

Comenzamos!!

 

1a PARTE

Éste no es un post para animarte y decirte que lo vas a conseguir.

Tampoco es un compendio de recetas milagrosas para que te quedes embarazada.

No es una charla de experta sobre un tema.

Ni tampoco información para consolarte y que entiendas nada.

Ya estás cansada de todo eso. Tu pareja, aunque tú no lo creas, también.

Ésta no es mi historia, es la historia de cientos de mujeres que conozco, de cientos de parejas con las que he hablado, quizás sea tu historia, quizás sea mi historia, quizás sea la historia algún día de tu hija… quizás sea la historia de terror más grande que vas a vivir en la vida, o quizás el aprendizaje más hermoso del mundo.

 

Éste es un post para RECORDARTE que ESTÁIS SANOS y que SOIS FÉRTILES

 

La gente se queda embarazada en las circunstancias más inverosímiles del mundo, con y sin amor, con y sin pasión, con dolor o con placer, haciendo el pino o con un «chispeo», estando gorda o delgada, violada o contando el día exacto en el que tener sexo, teniendo una alimentación sana o bebiendo 4 litros de café al día… La gente se queda embarazada de todas las maneras posibles, con todas las edades, con todas las enfermedades y circunstancias médicas, hasta en mitad de un tratamiento de quimio vino una preciosa al mundo que yo conozco. Entonces, la pregunta que todo el mundo se hace?

POR QUÉ YO NO ME QUEDO?

 

PRIMERA PIEDRA. Y claro, es que tú te has creído la barbaridad de que «Ha sido llegar y pegar»  «es que mi marido tiene testosterona mágica y yo soy una supermujer superfértil que me miran y me preñan»…

Tú te lo has creído. Pero te voy a contar dos cosas:

  • Sí, a algunas personas les pasa, pero no a la mayoría. Estoy todo el día escuchando a parejas, y lo que dicen en la calle y lo que es de verdad, la mayoría de las veces es muy distinto. No sé si es por la presión social, porque a todos nos gusta parecer super guays o porque tenemos supermalentendida (y sé que no se escribe así) la concepción y la fecundación y el embarazo.
  • Te cuento las estadísticas reales según los estudios científicos, que no sé por qué no te cuentan los ginecólogos cuando vas a su consulta.
    • solo el 50% de las parejas sanas en edad fértil que tienen relaciones sexuales con frecuencia sin protección se quedan embarazados en el primer año de intento
    • el 75% en el segundo año de búsqueda
    • y el 95% de las parejas se quedan en los tres primeros años.

Según esto último, solo un 5% de parejas debería necesitar tratamientos de fertilidad. Y eso no coincide para nada con lo que ocurre en realidad, verdad?

Si mucha gente hubiera sabido esto no estaría por ahí mintiendo sobre cuánto tiempo ha tardado en quedarse y mucha gente no se sentiría como una basura por no quedarse embarazada en el primer intento y como una absoluta mierda (y perdóname la expresión) después de 20.

Y aquí  tienes la primera piedra en tu camino, en tu psicología y, en consecuencia, en tu cuerpo.

Y luego entenderás por qué te digo esto.

 

 

SEGUNDA PIEDRA. Luego viene la segunda barbaridad más grande del mundo…

Cuando decides ir a tu revisión ginecológica y decirle a tu gine que quieres «empezar a buscar» (vaya 3 palabras!). Tu gine te dice con toda la buena intención del mundo, y por supuesto, para ayudarte, que si no te quedas embarazada en 6 meses, que vayas, por si te tienen que ir haciendo pruebas, para ir adelantando mujer… (o un año si tienes la suerte de querer o poder ser madre antes de los 30)

Resulta que todo tu examen ginecológico está bien, como siempre, tus reglas bien, tus óvulos bien.. pero tómate esto que te va ayudar a mejorar la calidad del óvulo.

Perdona? Pero no me habías dicho que mis óvulos eran maravillosos y que todo estaba perfecto? Pues si guapa. Tómatelo que es mejor.

Y si quieres alucinar, ve ahora mismo a google, busca fertilidad natural y flipa con lo que te va a salir en los resultados. 50 millones de medicamentos para ofrecerte una supuesta «ayuda» para que te puedas quedar embarazada más fácil, «de forma natural». Total. Un regalazo, no?

Entenderás mi sarcamo y mi ironía, porque tiene tarea el NEGOCIAZO, y sí, lo digo en mayúsculas porque aquí no puedo gritarlo ni enfatizarlo.

El puñetero negociazo que tenemos las mujeres entre las piernas. Que si cremas, lubricantes, óvulos, pastillas, jarabes, mezclas milagrosas, mejunges varios, pinchazos, hormonas, láser… y un sinfin de artilugios «naturales» más.

Entonces, tú te sales de la consulta de la gine super rayada, mosqueada y con desconfianza, y con el super pensamiento…. OJALÁ NO TENGA QUE VENIR A LOS 6 MESES….

y voilá! la segunda piedra para tu psicología y para tu cuerpo.

 

Después, tú te autoconvences de que todo esto no te afecta y te pones en plan eroticofestiva a buscar bebés.  TERCERA PIEDRA. La búsqueda.

Apartas fines de semana románticos, te compras conjuntitos sexys, te pintas el pelo, haces cursos de tantra, de sexualidad consciente, miras posturas y técnicas de preñación varias en internet…

Tú, que antes apenas dejabas espacio para tu sexualidad porque siempre estabas haciendo cosas que debías hacer y eso te dejaba super cansada, ahora te pones el vestido ajustado de hace unos años para llamar al macho alfa.

Un macho alfa al que nadie parece importarle en cuanto a la maternidad. Porque en principio, siempre el problema lo tenemos nosotras, para qué mirarlos a ellos?

Y al final, cuando los miran, después de meses de búsqueda, ansiedad, agobios, pérdida de líbido, decepciones y presiones, le dices que se masturbe en el baño de un hospital para sacar sus bichitos a paseo. Y voilá! resulta que tiene poco esperma, lento y de mala calidad. Eso y decirle que se muera pronto es lo mejor que le puedes decir a un hombre en edad fértil para minarle el autoestima y hacer que pierda el poco valor que le quedaba (porque aunque ellos no lo hablen, también se sienten mal y también se comparan con sus amigos machotes empotradores que preñan a la primera).

Un hombre para fabricar esperma necesita testosterona, y para que esta hormona se segregue no debe haber mucho cortisol en sangre, la hormona del estrés. Que va, este hombre es que tiene un fallo, no será que hacerse un pajote (con perdón) en el baño público de un lugar desconocido es algo super placentero y poco estresante.

Estamos locos o qué?

Cúantos hombres hay frutrados de por vida creyéndose que sus espermas son así por culpa de la falta de información?

Y para que lo sepas, los espermas varían de una eyaculación a otra, de un momento a otro del día, de un día a otro, de un mes a otro… así que guapo, no te preocupes, seguramente no tengas ningún problema.

Tercera piedra, cuando ambos perdéis el valor y os creéis que no servís para nada, que tenéis algún problema de salud y que algo está pasando,…. entonces, se empieza a hablar de ir en busca de tratamientos de fertilidad…

 

CUARTA PIEDRA. La queridísima seguridad social que pagamos todos, pero que es para unos cuantos…

Si eres lesbiana, o bisexual … depende del gobierno que haya en tu país te dejarán o no ser madre.

Luego, lo de la edad, que vaya tela marinera.

Depende de lo gorda que estés, te quitarán o no de la lista. O te apuntarán en una lista más guay y menos dañina para el cuerpo, la de las gordas que se tienen que hacer reducciones de estómago para preñarse y tener problemas de salud toda la vida, y complejos varios por vuestra culpa. Antes de eso lo mismo tienes la suerte de que te quieran mandar un tratamiento para que se te quite el hambre a base de pinchazos. (No sería mejor entender cuáles son las causas de que esa persona haya perdido el equilibrio metabólico y ayudarla a entender su cuerpo y que ella pueda recuperar su salud? NO, y sabes por qué? Porque ni ellos mismos lo saben en su gran mayoría)

Luego méate de la risa con lo de la calidad A, B y C del esperma, de los óvulos, de los embriones….

Eso no condiciona a nadie, a que no?

Luego, métete cincuenta millones de hormonas con medicamentos que valen un potosí… porque claro, es que no vales hija, es que tu cuerpo está enfermo y tenemos que ayudarle.

Luego pruebas, y más pruebas, y más pruebas, y radioactividad de por medio, que es muy natural y tampoco hace daño al cuerpo.

Pruebas, más pruebas, descartas más defectos, y más enfermedades, y más defectos…

hasta que aleluya!!! Pues RESULTA QUE NO TENÉIS NINGÚN PROBLEMA!!!

 

Ojalá no te hayas tenido que hipotecar para que te hayan dicho todo esto en una clínica privada de fertilidad… claro, porque el tiempo va en tu contra, cuanto antes mejor, no vaya que no me quede, que pierda mi reserva ovárica….

 

QUINTA PIEDRA. Las gentes y la pareja

Ya puedes decirle a todo el mundo que tú no tienes ningún problema!

Nos deberían dar una medalla cuando lo conseguimos.

O aún peor, puedes seguir encondiendo tu «falta» , porque tus óvulos no son buenos, o tu útero o tu esperma… o vosotros dos en conjunto…

Puedes seguir llorando en silencio, viviendo cada menstruación como un duelo, agobiada, cabreada con el mundo, sintiendo cosas feas cuando ves a otras mamás con otros bebés (aunque tú no eres así, ni quieres sentirte así, pero tu deseo y tu mamífera te controla)

Es lo que os ha tocado chiquillos!!

Es lo que te ha tocado,

es un castigo divino,

qué habremos hecho mal?

que habré hecho yo?

tan mala persona soy?

ay que ver con las ganas que tenemos!

con los buenos padres que seríamos!

con la vida tan bonita que hemos creado! la furgo de 7 plazas que hemos comprado… ahora no vamos a tener nunca jamás familia….

Bueno…

pues viajamos por el mundo,

y dormimos hasta la hora que nos dé la gana,

y nos vamos de fiesta,

y no tenemos tantas preocupaciones…

 

pero …

es que yo quería tener un bebé,

y ser mamá,

y saber lo que se siente cuando una cosita de esas te mira a los ojos…

ya nunca más voy a ser tan feliz…

 

pero…

voy a tener muchas cosas materiales preciosas con el dinero que no gaste en el niño,

puedo adoptar a un niño,

o un perro,

o darle amor a las personas

no todo el mundo tiene que ser madre?

… pero…

 

siempre me quedará esa espinita!

 

… pero … pero… y así una y otra vez…

pensamientos y pensamientos…

pensamientos y más pensamientos que te convencen de lo bueno y de lo malo, de la abundancia y de la pobreza que tienes, de lo que es, de lo que podría ser, de lo que pudiera haber sido…

pensamientos pensamientos y más pensamientos… piedras piedras y más piedras para tu psicología, y en consecuencia, para tu cuerpo.

 

Y la gente… eso es otro rollazo.

A ver cómo explicas tú esto, a ver qué frase milagrosa se te ocurre para decirle a todo el mundo que tu no quieres tener hijos, o que vendrán cuando dios quiera o que esa barriguita que tienes no es de preñada…

Pensamientos, Frases, Afirmaciones… PIEDRAS, PIEDRAS Y MÁS PIEDRAS para tu psicología y para tu cuerpo.

 

Y la pareja…

Y si no estamos hechos el uno para el otro?

Si la naturaleza no quiere, será por algo

Pero mira a aquellos, si se llevan fatal, y 4 chiquillos…

Pero nada… paz y amor, tenemos que aceptar lo que nos ha tocado vivir…

qué coraje más grande…

pero paz y amor…

tenemos que adaptarnos…

 

Y mirarnos a los ojos cada día, y dormir juntos, y seguir dándonos placer pensando que nunca vamos a tener hijos o que nosotros no estamos hechos para eso….

Pero si mi cuerpo está hecho para esto?

Si sabe hacer la digestión?

Porqué no sabe quedarse embarazado?

Por qué no sabe fecundar? o por qué no quiere hacerlo?

Y da gracias si no has tenido ningún aborto, un ectópico o la pérdida de alguno de tus órganos por el camino… porque eso es otro cantar más jondo (como se dice en el flamenco) JONDO JONDO!!

Qué asco!! verdad?

 

 

La búsqueda, es la cosa más horrorosa que puede vivir una persona en su vida. Y lo más bonito, es que en la mayoría de los casos se vive en silencio…

Porque puedes ser muy zen, tomarte la vida muy guay, meditar 10 veces al día, elevar tu energía sexual al universo o pasar de todo y pegarte una vida muy dionisiaca, pero buscar es un asqui cuando no encuentras lo que buscas. Buscar es pensar que te falta, que estás incompleto, sentir carencia, porque no tienes lo que quieres, por eso lo buscas. Entonces, ante la carencia tu cuerpo activa el sistema nervioso simpático (el estado de alerta del que tanto hablo). Y el cuerpo entra en modo supervivencia. Y esto es muy fácil de entender, tú que eres tan zen y lo entiendes todo, y lo estás intentando maquillar para creerte que no te afecta. Ponte tú a bailar muerto de sed en mitad del desierto a punto de morirte, y sonríe encima si puedes.

Si tienes sed, tu cuerpo activa la alerta, porque el agua es necesaria para la vida. Si no se muere.

Si buscas, es porque crees que no lo tienes.

Con una poquita de sed puedes bailar y sonreir, pero con mucha mucha mucha y en mitad del desierto muerta de calor, no guapa/0, es muuuucho más difícil.

Y ahora, mira a tu horizonte, a tu vida maravillosa pero que le falta un hijx, que tú deseas con todo tu corazón… toda tu vida muerta de sed.

 

Antes de irme te recuerdo otra cosa, este post es para que te grabes a fuego estas palabras

ESTAMOS SANOS Y SOMOS FÉRTILES

 

 

Si te apetece contar tu historia de forma anónima aquí en comentarios, te estaré muy agradecida. Son muchas las personas que sufren este proceso en silencio y que callan, guardan y sienten mucho dolor físico y emocional debido a ello. Liberarlo mediante la palabra es una forma de tratamiento. Que este sea un espacio para la liberación y el amor, para la sanación y para el compartir de nuestras historias, para que, entre todos, entendamos y recuperemos el valor que se ha perdido en el silencio.

2a PARTE

La búsqueda, ahí nos quedamos en la primera parte.

En vivir muertos de sed y con el sistema nervioso en alerta.

Quiero que veas este vídeo, y luego seguimos hablando. Mario Alonso Puig te va a explicar algo mucho mejor que yo.

Has entendido ya, verdad?

Cúanto valor has perdido por el camino?

Desde que estás buscando?

Cuánto te valoras ahora como ser humano, como mujer, como hombre…?

Sigues valorándote igual que antes? Sigues hablándote igual que antes?

Seguramente hubiera sido muy diferente si te hubieras quedado embarazada a la primera, o no?

 

El proceso de creación de un bebé (a partir de ahora lo llamaré así, en lugar de búsqueda) NO DEPENDE DE TI. Grábatelo a fuego! Hay una inteligencia superior en la vida, un orden que hace que todo ocurra de una determinada manera y en el que todos vivimos inmersos. Llámalo Dios, Universo, Alá, Buda, El Campo unificado, el todo… llámalo como quieras, pero si observas tu vida y la vida de cualquier ser humano, si observas la naturaleza, te darás cuenta que todo está en su perfecto orden y equilibrio. Los ecosistemas de seres vivos, el planeta con respecto a los seres que lo habitan, los planetas, las galaxias, el cosmos… parece ser que hay un orden que hace que todo eso esté en equilibrio. Pues bien, tú y yo vivimos en medio de todo eso. Tú y yo estamos ahí, respiramos ahí, habitamos ahí, experimentamos ahí, vivimos ahí. Tú y yo con todo lo que somos, nuestro cuerpo incluido. Todo nuestro ser habita en mitad de ese orden, forma parte de eso.

Así que CONFÍA, confía que ese orden sabe lo que está haciendo.

Cuando estamos viviendo un proceso de sanación de alguna persona en la clínica, yo siempre digo lo mismo, no te hago lo que yo quiero, yo escucho al cuerpo y estoy a su servicio. El cuerpo tiene su propia sabiduría interna, que sabe más que nuestras mentes limitadas y todo lo que han aprendido. Nuestro cuerpo ya sabe funcionar solo, ya sabe sanarse, ya sabe crear, destruir, sanar, reparar, florecer… NUESTRO CUERPO SABE.

Veo verdaderos milagros cada día gracias a observar a cada persona desde ahí. Los veo, los siento en mis manos, en sus cuerpos, en sus miradas, en su alma… lo siento en la mía. Porque todo el mundo es tocado cuando toca. Todo el mundo es escuchado cuando escucha. Todo el mundo es amado cuando ama.

No es fácil dedicarte a la fisioterapia y escribir un texto de esta índole. No es fácil, llevo tiempo queriéndolo hacer pero solo hoy ha fluido en el espacio y el tiempo para materializarse.

No es fácil porque muchos sanitarios se van a enfadar por mi rotundidad, ya que van a ver las suyas. Se van a molestar por mi franqueza, porque no siempre somos lo francos que deberíamos, y no siempre nos damos cuenta de que tenemos a un ser humano delante cada vez que le decimos algo. Un diagnóstico médico, una palabra, una mirada pueden cambiarle la vida a alguien. Y todos hemos sentido eso alguna vez. Nuestra labor tiene una responsabilidad muy grande porque nuestra «opinión o juicio clínico» se va a grabar a fuego en la mente de alguien, y eso, puede determinar la expresión de su ADN, el funcionamiento de su psicología, de sus emociones, de sus cerebros, de su sistema inmune y de su salud en general.  Nadie nos hace conscientes de esto, nadie absolutamente nadie, por muchas asignaturas de psicología que des en la carrera. Te explican cómo tratar al paciente, las reglas de la psique, de las palabras… pero no te enseñan a tratar el alma, a la persona real que tienes delante.

Por eso, nosotros, que no somos dioses ni héroes (como se nos llama a los sanitarios en mitad de la pandemia del coronavirus), SOMOS PERSONAS, como tú, que tenemos problemas, vivimos circunstancias desagradables y agradables cada día, tenemos nuestras propias neuras, y aún así, a veces sin ganas ningunas, nos levantamos con la mejor de las sonrisas a escuchar y a atender personas cuando peor están en su vida, cuando están enfermas. Eso de que necesiten tu ayuda hace que te pierdas a veces al servicio de otros, que te pierdas tanto que no te encuentres… y que te empieces a encontrar a través de tu propio ego que te hace creer que eres indispensable e importante para mucha gente. Por eso, cuando diagnosticas a alguien o le dices tómate esta pastillita para mejorar tu ovulación, tómate esta anticonceptiva o hazte esta prueba radioactiva que no te va a hacer daño… tú con tu sabiduría extrema llena de horas de estudio te crees que le estás ayudando…

Pero, guapi, qué equivocada estás!

Qué equivocados estamos los sanitarios creyendo que somos nosotros la solución a vuestros males!

Qué equivocados estamos cuando infundimos más miedo, más dudas, más preocupación a una persona que está sana…

Que sí, que está genial ir contando todo lo que pasa, informar al paciente y todos esos rollos. Pero créeme que si te ahorraras la mitad de tus palabras, dudas y elucubraciones, mucha gente estaría más sana de lo que está y seguramente no habría tantos problemas de fertilidad en las sociedades desarrolladas.

No te parece curioso que los grandes empresarios estén invirtiendo en la creación de clínicas y hospitales grandísimos de sanidad privada? Hoy casi nadie se siente seguro ni bien atendido con la sanidad pública, cuando, al menos en España, hoy está todo más modernizado que nunca y tenemos unos grandísimos profesionales al servicio. Nada es suficiente hoy.

No te parece curioso que tanta gente hoy en día tarde tanto en concebir? o tenga que hacerse tantas pruebas y tantos procesos médicos?

No te parece curioso que la gente de hoy en día, que se cuida mucho más que los de antes, tengan más problemas para estar en orden con sus hormonas sexuales?

Hoy en día raro es quien no intenta comer más sano, quien no hace ejercicio, quien no tiene vacaciones o se pega una escapadilla, un retiro espiritual, medita o hace yoga…

Raro es quien no se cuida. Pero parece que estamos más enfermos que nunca y que necesitamos más médicos que nunca, mucha gente ya tiene también un seguro privado.

La sociedad que estamos creando nos hace creer que estamos enfermos, que necesitamos más ayuda, más diagnósticos, más mirarnos, más problemas… y luego, nos vende todos los productos y servicios para solucionar nuestros males.

Nunca somos lo suficientemente guapos, lo suficientemente sanos, ecologístas recicladores, ciudadanos (flipa con lo del covid), trabajadores, empresarios, padres, hijos… no somos lo suficientemente buenos para nada según la sociedad en la que vivimos.

Todo el día comparándonos. Con estadísticas, con redes sociales, hasta las app de ligoteo te hacen elegir a una persona como si fueran ganado!

Cuando tú decides venir a esta clínica no solo te has fiado de la opinión de tu amiga tal que te lo recomendó, seguramente has mirado en google, las opiniones de los demás, las estrellitas que nos puntuan, has mirado facebook, instagram, la web… En lugar de confiar en tu amiga, tú has querido contrastarlo y corroborarlo para que tu mente, que necesita certezas (como la mía y como la de todos), esté tranquilita y sosegada antes de venir. Te has creado el peliculón antes de venir con todas tus expectativas … y cuando vienes… si no encaja con lo que tu te has montado en la cabeza, decides que no te ha gustado o no te dejas rendir a la experiencia que se te ofrece. Por el contrario, si te cuadra con tus expectativas, seremos las más maravillosas del mundo. Así funciona nuestra mente. Te pongo como ejemplo la clínica para que lo entiendas rápido, pero vamos a hablar ahora de maternidad o de paternidad. Vamos a cambiar los términos. Voy a copiar el mismo párrafo y voy a cambiar unas cuantas palabras (que te pondré en mayúsculas para que las distingas)

Cuando tú decides QUEDARTE EMBARAZADA no solo te FIAS DE LA NATURALEZA DE TU CUERPO QUE SÍ SABE QUEDARSE EMBARAZADA, seguramente vas a mirar en google TODO SOBRE QUEDARSE, las opiniones de los demás, las estrellitas que nos puntuan, has mirado facebook, instagram, la web… En lugar de confiar en tu amiga NATURALEZA, EN TU CUERPO, tú has querido contrastarlo y corroborarlo para que tu mente, que necesita certezas (como la mía y como la de todos), esté tranquilita y sosegada antes de QUEDARTE EMBARAZADA. Te has creado el peliculón antes con todas tus expectativas … y cuando TE QUEDAS EMBARAZADA… si no encaja con lo que tu te has montado en la cabeza, decides que no te ha gustado o no te dejas rendir a la experiencia que se te ofrece. Por el contrario, si te cuadra con tus expectativas, TU CUERPO SERÁ EL MÁS maravilloso del mundo.

No contemplamos el NO en nuestra mente.

Creamos expectativas y esperamos que se cumplan a pies juntillas.

Y esas expectativas nos impiden RENDIRNOS A LA EXPERIENCIA DE VIDA QUE NOS HA TOCADO VIVIR.

Esas expectativas, comparaciones, opiniones, lecturas, pensamientos, jucios clínicos de los mejores médicos del mundo, pruebas diagnósticas etc etc no nos dejan PERMITIR QUE SUCEDA LO QUE TIENE QUE SUCEDER. Eso que no controlas ni sabes ni tú ni yo, ni nadie. Eso que solo pertenece a ese orden en el que estamos inmersos.

Por eso no te permites sentirte como te sientes, por eso ocultas la rabia, la tristeza, la desidia, la envidia, el coraje, la impotencia, el dolor, la pena, la frustración… por eso las maquillas de «bueno, algo tendré que aprender de esto», o «algo está fallando, voy a seguir buscando respuestas»

Buscando con sed, muerta de sed, en conflicto contigo misma, con el mundo, con tu pareja, con la gente que te rodea. Buscando algo que no llega cuando ni como tú quieres. Muerta de sed, creyendo que controlas en esa búsqueda. Déjame que te diga amiga mía que no eres tú la que busca las respuestas, es tu mente. En tu corazón y en tu ser sabes que todo llega cuando tiene que llegar y que a cada uno le llega lo que le tiene que llegar. Y que no hay cosas mejores ni peores, porque a veces, la mayor desgracia del mundo se puede transformar en la cosa más hermosa que jamás vivirás.

Te voy a dejar aquí un cuento que viene al caso

En una aldea vivía un granjero muy sabio. Compartía una pequeña casa con su hijo. Un buen día, al ir al establo a dar de comer al único caballo que tenían, el chico descubrió que se había escapado. La noticia corrió por todo el pueblo. Y con el rostro triste le dijeron:
·
-¡Qué mala suerte habéis tenido! Para un caballo que poseíais y se os ha marchado.
Y el hombre respondió:
-Mala suerte, buena suerte, ¿quién sabe?
Unos días después el hijo del granjero se quedó sorprendido al ver a dos caballos pastando enfrente del establo. El animal había regresado en compañía de otro. Cuando los vecinos se enteraron de lo que había sucedido, sonrientes le comentaron:
-¡Qué buena suerte habéis tenido! No solo habéis recuperado a vuestro caballo, sino que además, poseéis uno nuevo.
Y el hombre les contestó:
-Buena suerte, mala suerte, ¿quién sabe?
Una semana más tarde, padre e hijo salieron a cabalgar juntos. El caballo de aspecto fiero empezó a dar saltos, provocando que el chaval se cayera al suelo. Y lo hizo de tal manera que se rompió las dos piernas. Al enterarse del incidente, la gente del pueblo fue corriendo a visitar al granjero y le dijeron:

-¡Qué mala suerte habéis tenido!
Y el hombre volvió a responderles:
-Mala suerte, buena suerte, ¿quién sabe?
Tres semanas después el país entró en guerra. Y todos los jóvenes fueron obligados a alistarse. Todos, a excepción del hijo del granjero, que al haberse roto las dos piernas debía permanecer reposando en cama. Y una vez más, le dijeron:
-¡Qué buena suerte habéis tenido! Al haberse roto las dos piernas, tu muchacho se ha librado de ir a la guerra.
Y una vez más, el hombre les contestó:
-Buena suerte, mala suerte, ¿quién sabe?
Cuento extraído del libro Las filofábulas para aprender a convivir, de Michel Piquemal.

Sé que pensarás que es muy happypower pensar esto, pero QUÉ ES LA SUERTE AMIGA?

Qué es la suerte?

Al final te das cuenta de que somos muy afortunados con todo lo que sentimos, vivimos y experimentamos en esta vida. Y en el dolor hay una fuente de sabiduría inmensa.

No hay nada más doloroso que la pérdida de un hijo, eso dicen.

Pues nadie habla de esto, y hoy quiero yo ponerlo en el tintero.

También es muy doloroso que ese hijo no llegue.

Por eso, las personas tenemos derecho a expresarlo, a vivirlo, a no escondernos por sentir lo que sentimos y vivir lo que vivimos. Porque si de verdad somos coherentes y expresamos nuestra verdad al mundo, esa verdad resonará con la verdad, con el amor, con el orden que nos rodea.

Pero si somos incoherentes, si guardamos lo que sentimos, o queremos convencernos de que todo va bien cuando me siento fatal, mi cuerpo está resonando en el desorden, en la incoherencia, y eso mínimamente me enferma, en ese estado es imposible que tu cuerpo decida quedarse embarazada.

Así que vuelvo a recordarte una cosa, ERES FÉRTIL Y ESTÁS SANA.

Mírate cada día al espejo, a los ojos, sonríe y regálate estas palabras.

La tierra siempre es fértil, hasta en las rocas nacen las flores, y árboles hermosos.

LA VIDA SIEMPRE SE ABRE CAMINO EN LAS PEQUEÑAS GRIETAS.

Son las heridas, el dolor, el sufrimiento los que resquebrajan nuestro sistema de creencias, nuestras mentes cerradas, nuestros cuerpos tensos… Son los que nos regalan la experiencia de lo desconocido, los que nos hacen asomarnos a nuestros abismos.

En tus heridas, en tus grietas, siempre se depositarán restos pequeñitos de la erosión, que algún día serán tierrecita que será regada por el rocío de las mañanas y el agua de las lluvias.

Y esas grietecitas florecerán, y esas raíces seguirán erosionando y creando grietecitas más grandes para albergar una vida más grande.

Esas grietecitas por donde nos rompemos son las que albergan los mayores regalos de vida.

LLevo años obsesionada cada fin de semana, echando fotos a flores y árboles maravillosos que nacen de las rocas más inhóspitas. Ahora lo entiendo. Son las grietas la respuesta. Son la herida. El dolor. El tocar fondo.

De ahí florece el SER, de ahí se crea el ESPACIO, de ahí también NACE LA VIDA.

 

Bendice tus grietas amiga, amigo mío, porque dentro de poco veremos hermosas flores brotar de ellas.

No podemos cambiar el pasado, sí es verdad que hay formas y métodos para liberar y sanar eso. Pero tenemos un tesoro enorme en las manos, el presente. Nos equivocamos poniendo el foco en el futuro, en lo que deseas, en lo que anhelas… porque así nos estamos perdiendo lo que está brotando aquí y ahora. Y seguramente ese brote sea fuente de gozo y disfrute, pero no nos damos cuenta. Al menos este es uno de los grandes aprendizajes de vida que yo he tenido. no leído o escuchado, sino vivido. En el presente hay cada instante inmensos regalos por los que sentirste afortunada y agradecida. Hasta en el día más horroso de tu vida hay algo o alguien que puede sacarte una sonrisa, algo que puede llenarte de amor. Y si hay amor no puede haber estrés, porque las hormonas que los controlan son antagónicas y no pueden estar a la vez en sangre. El amor hace que dejemos de fabricar hormonas del estrés. Y el agradecimiento es la puerta de entrada al amor. Agradece cada instante todo lo que sí tienes. Cambia el foco del futuro soñado que no existe, al instante presente que está lleno de posibilidades.

Ser presencia pura en este presente te hace darte cuenta de cuántas cosas hermosas tienes, te hace sentirte plena de agradecimiento y amor. Y, sabes? el agradecimiento activa las mismas vías neuronales de la FELICIDAD.  Y la oxitocina, hormona del amor, aparte de que sana tu cuerpo y hace que todo funcione mejor, es la hormona del PLACER, del orgasmo, del SÍ AL GOZO, del SÍ A LA VIDA.

La vida sabe, está constantemente creando y destruyendo, transformando, almoldando, cambiando… Vente al ahora, trae toda tu presencia, tu atención, tu consciencia a este instante, deja que el silencio llegue a tí, escucha tu respiración, tu corazón, siente la vida que brota de cada una de tus células…. Estás llena de vida, llena de amor, formas parte de este plan perfecto y maravilloso de la naturaleza. Formas parte de ese plan que hace que todo esté en equilibrio, que todo tenga un sentido. Esto que estás viviendo lo tiene, lo tiene créeme, y ya verás las maravillosas flores que brotan de tu jardín, de hecho están brotando AHORA, no han parado de brotar nunca…. Lo que pasa es que cuando deseamos, cuando queremos, cuando anhelamos, nos vamos al futuro, a un plano imaginario que no existe, y nos olvidamos de este instante, de sentir la vida que ahora está ocurriendo. Nos olvidamos los brotes preciosos que ahora están saliendo y quizás, en ese plan, tu futuro es muuuucho más bonito de lo que jamás imaginaste. Así que vamos a vivir, vamos a disfrutar, vamos a sentir, a bañarnos con las emociones que vienen y van como las olas del mar, pero no a ahogarnos… Vamos a recordar que somos seres increíbles, vamos a observar en este instante la maravillosa vida que somos y que rebosamos por todos nuestros poros. Vamos a vivir, a experimentar la vida, y quien sabe qué cosas hermosas nos depara el futuro.  Agradeciendo a cada instante, trayendo nuestra presencia al ahora,  lo único que existe, este instante es único e irrepetible, es increíble cuan creador es el vacío de la quietud del presente. Disfrutemos!

 

 

3a PARTE

Fertilidad Natural Parte 3. 

 

Esta parte está en construcción.

Ahora vamos a hablar de lo importante, de lo que puedes hacer para reequilibrar tu fertilidad, que ya está contigo, inherente a tu cuerpo, que ya funciona aunque hayas creído que no.

Te regalaré sobre todo prácticas y experiencias para conectarte a tí, a tu pareja, a sentir y a disfrutar de la vida. Para dejar de buscar y vivir lo que se nos regala cada día. Ahí donde surge la magia, en el presente, donde todo se crea.

 

Etiquetas:
,
Sin comentarios

Publica un comentario